Martes , 15 Agosto 2017

Jeremías – Libro Profético de la Biblia 

Significado de Jeremías en la Santa Biblia

Este libro de 52 capítulos lleva el nombre de su autor y personaje principal, Jeremías a diferencia de los otros libros no está escrito por puño y letra de su autor, sino que éste dicto a su secretario Abarut para que escribiera las profecías del  Juicio de Dios sobre su pueblo y sobre las naciones cercanas.

Analogía de Jeremías 

Jeremías tuvo que vivir una época llena de dolor para el pueblo de Israel, la nación se había dividido en dos reinos Israel y Judá; la nación de Judá había abandonado a Dios casi en su totalidad para ir en pos de otros dioses por lo que Jeremías hace una analogía entre el pueblo y una prostituta.  “Porque que desde muy atrás rompiste tu yugo y tus ataduras, y dijiste: No serviré. Con todo eso, sobre todo collado alto y debajo de todo árbol frondoso te echabas como ramera”.  Jeremías 2:20 

el-libro-de-jeremías

Advertencias de Jeremías

Jeremías fue escogido por Dios para revelar su corazón y su intención de librarlos de la cautividad, pero Judá estaba en una condición  espiritual deplorable, y  frente a la terquedad de un pueblo idolatría el profeta anuncia el juicio inevitable que estaba por venir  (La cautividad babilónica). “Después e haber trasportado Nabucodonosor rey de Babilonia a Jeconias hijo de Joacim, rey de Judá a los príncipes de Judá y los artesanos y herreros de Jerusalén, y haberlos llevado a Babilonia, me mostro Jehová dos cestas de higos puestas delante del templo de JehováJeremías 24:1

El nuevo Pacto

El mejor mensaje que Jeremías pudo dar al pueblo fue la necesidad de un nuevo pacto entre Dios y ellos, el pacto anterior escrito en tablas (Los Mandamientos) había sido violado una y otra vez, por tanto el pueblo necesitaba un pacto renovado, uno escrito en sus mentes y grabado en sus corazones, un pacto de gracia. “Pero este es el pacto que hare con la casa de Israel después de aquellos días, dice Jehová: Daré mi ley en su mente, y la escribiré en su corazón; y yo seré a ellos por Dios, y ellos me serán por pueblo”. Jeremías 31:33

En este punto vemos la profecía mesiánica por parte de Jeremías, al hablar de un nuevo pacto Jeremías se refiere al derramamiento de sangre de Jesús la cual limpia de sus pecados a todo aquel que cree en su nombre.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*