Martes , 15 Agosto 2017

La Fe Mantiene Vivo el Sueño

Fe certeza de lo que se espera, convicción de lo que no se ve. “Hebreos 11:1”. La FE es el cordón espiritual que te mantendrá atado a tu sueño, así como el cordón umbilical une a la madre con el bebe, el sueño será alcanzable si se alimenta y obtiene los nutrientes que le serán suministrados a través de la FE. Sin cordón umbilical no hay Bebe y Sin FE no hay Materialización del Sueño.

Analicemos ahora cual es el tipo de FE con la que debemos acercarnos a JESUS.

  • La Fe no mira las imposibilidades (Sara era estéril y de edad Avanzada “Génesis 18”).
  • La Fe Incluye obediencia (Abraham lleva al sacrificio a Isaac “Génesis 22”)
  • La Fe nos permite escuchar a DIOS (Llamamiento de Samuel “1Samuel 3”)
  • La Fe te hace Valiente (David mata al gigante Goliat. “1 Samuel 17”)

Sara, Abraham, Samuel y David entre muchos otros alcanzaron buen testimonio de Fe, estos se acercaron con Fe genuina a DIOS, este nivel de Fe  fue de gran agrado para DIOS y por tal razón estos personajes alcanzaron su Galardón.La-fe

Tener un sueño de DIOS no trae temor, ni angustia, por el contrario nos llena de paz y gozo.  Un sueño de parte de  DIOS es para alimentarlo y cuidarlo hasta que este llegue a su fin y nazca; es decir se haga realidad. Cuando una mujer tiene amenaza de aborto, el médico le manda a que guarde reposo y que simplemente se limite a no hacer nada, el médico es quien se ocupara de solucionar esa amenaza para que el bebe alcance el crecimiento necesario para poder nacer. De la misma manera debemos hacer nosotros, cuando nuestro embarazo del sueño se vea amenazado y creamos que estamos a punto de abortarlo simplemente debemos guardar reposo, tranquilizarnos y tener tranquilidad, será nuestro medico JESUS quien se encargara de hacer lo necesario para que ese sueño alcance el crecimiento o madurez necesario para poder nacer y hacerse realidad.

Seguramente vendrán dificultades, obstáculos, amenazas de aborto y muchas veces llegaremos a sentir que es el fin de ese sueño, que se acabara la vida de eso que DIOS un día engendro; pero los sueños engendrados por DIOS se cumplen, se hacen realidad. Un sueño engendrado por DIOS jamás muere sino que después de un periodo de gestación y maduración este nace convirtiéndose en “UNA HISTORIA REAL”

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*